Si oye un gran "cataclic-cloc-cluc" ya sabrá de qué va la cosa

Un Gran Colisionador reproducirá las condiciones del Big-Bang

El experimento más grande realizado para descubrir el origen del universo iniciará este miércoles 10 de septiembre. Aunque los científicos lo han desmentido categóricamente, algunos hasta han especulado sobre la posibilidad de que este ejercicio originara un agujero negro que acabara con el mundo.

Compartir en:

Elmanifiesto.com
El experimento más grande realizado para descubrir el origen del universo se llevará a cabo este miércoles 10 de septiembre. Aunque los científicos lo han desmentido categóricamente, algunos hasta han especulado sobre la posibilidad de que este ejercicio originara un agujero negro que acabara con el mundo.
Las fuentes de información consultadas por Elmanifiesto.com precisan, sin embargo, que no hay constancia de que entre tales especuladores figuren discípulos del célebre pensador colombiano Nicolás Gómez Dávila, quien en uno de sus aforismos declara: “El mundo moderno no tiene más solución que el Juicio Final. Que cierren esto”.
El Gran Colisionador (LHC por sus siglas e inglés) es el acelerador de partículas más grande construido hasta la fecha y ayudará a los científicos a acercarse a lo que fue el origen del universo.
Dicho proyecto corre a cargo de la Organización Europea de Investigación Nuclear (CERN) y está ya instalado en un impresionante túnel de 27 kilómetros de circunferencia, el cual se halla ubicado entre Francia y Suiza a una profundidad de 50 y 150 metros.
Lo que se hará en el experimento será acelerar dos haces de protones, los cuales son pequeñísimas partículas subatómicas. Con ello se pretende recrear las condiciones que dejó el Big Bang en el universo hace unos 15.000 millones de años.
Para lograrlo se intentará acelerar los protones a velocidades increíbles: hasta un 99.9% más rápidas que la velocidad de la luz, lo cual hará que los protones vayan a una velocidad de 11.000 rotaciones por segundo dentro del túnel.
Según los científicos que dirigen este proyecto, lo que se pretende es analizar y tratar de comprender a través de detectores de partículas las fuerzas fundamentales de la naturaleza, así como las partículas subatómicas que componen toda la materia.
Pero los interrogantes van más allá. Los científicos también intentarán analizar de qué está formada la materia oscura, a fin de determinar si existen otras dimensiones y universos paralelos y por qué no hay antimateria.
Temores infundados
El pasado agosto el CERN envió un informe a los países participantes en el proyecto indicándose que no existe ningún riesgo real de que se produzcan grandes agujeros negros, ya que el LHC “no tiene la más mínima posibilidad de destruir nada más grande que unos cuantos protones”.
Además, agrega el informe, “durante los pasados miles de millones de años la naturaleza ya ha generado en la Tierra colisiones equivalentes a un millón de experimentos como el del LHC” y “nuestro planeta todavía existe”.
Que sea por mucho tiempo. O que lo cierren de una santa vez.
 
 
 

Todos los artículos de El Manifiesto se pueden reproducir libremente siempre que se indique su procedencia.

loading...

Compartir en:

¿Te ha gustado el artículo?

Su publicación ha sido posible gracias a la contribución generosa de nuestros lectores. Súmate también a ellos. ¡Une tu voz a El Manifiesto! Tu contribución, por mínima que sea, dará alas a la libertad.

Quiero colaborar