Pequeño lapsus. Se equivocó en una palabra

"Los ahorros están más seguros que nunca", Mariano Rajoy dixit

Compartir en:

Tras la nacionalización de Bankia y la inminente inyección de dinero público, el Presidente parece orgulloso de sus decisiones. Es cierto que muchos españoles tienen sus ahorros en estas entidades, y el Estado debe protegerles. El Gobierno espera conocer las necesidades exactas de financiación de la banca en el próximo mes, pero... ya conoce muy bien las necesidades de financiación de los españoles, muchos de los cuales ni siquiera tienen ahorros que garantizar.

Otros muchos los tienen atrapados eternamente por el timo de las participaciones preferentes, perdiendo poder adquisitivo a cada segundo y sin que tengan ni idea de cuándo los podrán recuperar.
 
¿Qué ahorros va a garantizar el Gobierno? Desde luego tampoco los de aquellos que fueron engañados y adquirieron acciones de Bankia en base a falsos beneficios que han resultado ser pérdidas, y que se van a ver muy perjudicados por el rescate.
 
Tal vez se refiera a los de aquellos que no se ven en estas situaciones, pero no olvidemos que la nacionalización de Bankia no la convertirá en una banca verdaderamente pública, sino  que se volverá a vender, y sólo entonces sabremos lo que realmente nos ha costado esta estafa.
 
Por si fuera poco, Bankia no se verá obligada a hacer nada más que poner la mano y utilizar el dinero para sus reservas y sus agujeros negros, que nadie espere que todos esos millones sirvan para facilitar el crédito a pequeñas empresas y particulares.
 
Y el Gobierno se empeña a proteger a los culpables, impidiendo que se investiguen las responsabilidades de todo este desastre, sin explicarnos muy bien porqué.
 
En fin, lo que Rajoy realmente quería decir es…: “Los banqueros están más seguros que nunca”.
 

Todos los artículos de El Manifiesto se pueden reproducir libremente siempre que se indique su procedencia.

loading...

Compartir en:

¿Te ha gustado el artículo?

Su publicación ha sido posible gracias a la contribución generosa de nuestros lectores. Súmate también a ellos. ¡Une tu voz a El Manifiesto! Tu contribución, por mínima que sea, dará alas a la libertad.

Quiero colaborar