Lo más triste es que nadie lo va a adivinar...

El principal crimen del franquismo

No, olvídense de la represión (una chiquillada, al lado de cualquier régimen verdaderamente totalitario; lo cual --siempre hay que precisarlo-- no justifica nada, es cierto). Olvídense de la inexistencia de partidos políticos (¿acaso hemos ganado algo con esos monstruos burocráticos que hoy nos aplastan y que el 80% de los lectores repudian en nuestra encuesta?). Olvídense de la inexistente libertad de expresión (burda represión al lado del sutil refinamiento consistente en dar libertad formal a todos... pero libertad real, efectiva, sólo a quienes acceden al poder de los grandes medios). No, el principal crimen del franquismo no está ahí. Está en lo que figura en el documento adjunto. Fíjense, si no, en la mayoría de las fechas de los crímenes. Es cierto que, luego, los otros se han dedicado a proseguirlos e incrementarlos.

Compartir en:

Todos los artículos de El Manifiesto se pueden reproducir libremente siempre que se indique su procedencia.

loading...

Compartir en:

¿Te ha gustado el artículo?

Su publicación ha sido posible gracias a la contribución generosa de nuestros lectores. Súmate también a ellos. ¡Une tu voz a El Manifiesto! Tu contribución, por mínima que sea, dará alas a la libertad.

Quiero colaborar