¡Hágase banquero! Menudo chollo, oiga

El boom especulativo-inmobiliario hace ¡bum, pataplum!

Primera pregunta (no se ha oído a nadie que la hiciera): ¿cuánto han ganado los bancos en el curso de los, digamos, diez últimos años de boom financiero e inmobiliario? Respuesta (como nadie ha hecho la pregunta, tampoco nadie ha dado la respuesta, pero ahí está El Manifiesto para ir a buscarla): en el año 2007 los bancos españoles obtuvieron en total de beneficios por cerca de 19.000.000.000 de euros. Pongamos 20.000 millones para redondear, no seamos rácanos, que tampoco vendrá de mil millones más o menos.

Compartir en:

Primera pregunta (no se ha oído a nadie que la hiciera): ¿cuánto han ganado los bancos en el curso de los, digamos, diez últimos años de boom financiero e inmobiliario?

Respuesta (como nadie ha hecho la pregunta, tampoco nadie ha dado la respuesta, pero ahí está El Manifiesto para ir a buscarla): en el año 2007 los bancos españoles obtuvieron en total de beneficios por cerca de 19.000.000.000 de euros. Pongamos 20.000 millones para redondear, no seamos rácanos, que tampoco vendrá de mil millones más o menos.

(Paréntesis. ¿Y cómo consiguieron semejante suma? Lo entenderá usted fácilmente si hace dos sencillas operaciones. Por un lado, eche un vistazo a su libreta de ahorros: verá que le están dando entre un 3 y un 4% de interés por los cuatro cuartos que ha conseguido ahorrar a lo largo de su vida. Seguidamente observe lo que le clavan cada mes por aplazar el pago de la Visa; nada, una fruslería: sólo un 1,5% más o menos…, ¡pero mensual!, es decir, casi un 20% anual. Pregunta complementaria: ¿ha dejado de existir el delito de usura, como diría Ezra Pound?)

Los 20.000 millones (no de pesetas: de euros) ganados en un año por la banca española, los multiplicaremos luego por los diez últimos años de boom especulativo-inmobiliario. (Si los multiplicáramos por todos los años transcurridos desde que se inventó la banca, la suma sería algo superior… Por cierto, ¿habrá un solo año en que esa gente haya tenido pérdidas?). La sencilla multiplicación nos da 200.000 millones de euros, pero como los beneficios del año 2007 fueron particularmente jugosos, lo vamos a reducir, para que no se diga que no somos justos y ecuánimes, a 150.000 millones. (Se podría, claro está, hacer el cálculo exacto, pero como tampoco cambiaría nada fundamental, no quisiéramos aburrir a nuestros lectores ni cansarnos en balde.)

Y lo más importante: 150.000 millones de euros ganados sin correr el menor riesgo. Porque cuando el boom especulativo-inmobiliario ha hecho ¡bum, pataplum!; cuando ha estallado la gigantesca burbuja que estos irresponsables…, no, estos listísimos truhanes de guante blanco han ido generando a lo largo de los años, ¿qué ha pasado? Nada: papá Estado (aquel Estado que los liberales, ¿recuerdan?, decían que jamás tenía que intervenir en la economía) interviene con creces poniendo encima de la mesa —sin contrapartida: socializando las pérdidas, jamás los beneficios— 50.000 millones de euros para ayudar a tan desvalidas empresas.
Lo dicho: hágase banquero, ¡es un chollo! Y si lleva su banco a la bancarrota, no se preocupe, no le pasará nada. Al contrario, le seguirán pagando con su habitual generosidad: 440.000 de dólares, como “recompensa por su buena gestión”, se han gastado en una semana de hotel los ejecutivos de la aseguradora norteamericana AIG. Sí, sí, la que el Gobierno tuvo que rescatar con 85.000 millones de dólares… Y si no se lo cree, lea en nuestro siguiente artículo la información.

Todos los artículos de El Manifiesto se pueden reproducir libremente siempre que se indique su procedencia.

loading...

Compartir en:

¿Te ha gustado el artículo?

Su publicación ha sido posible gracias a la contribución generosa de nuestros lectores. Súmate también a ellos. ¡Une tu voz a El Manifiesto! Tu contribución, por mínima que sea, dará alas a la libertad.

Quiero colaborar