Del júbilo a las lágrimas. Y luego, de las lagrimas... a casita

Los 8 segundos del gatillazo secesionista

Compartir en:

Las tropas secesionistas amontonadas en el Salón Victor Pradera, actualmente Paseo Luis Cpmpanys (nombre del autor o cómplice del Terror rojo en Cataluña de 1936 a 1939) pasaron en ocho segundos del júbilo exultante ante la proclamación de la República bananera de Cataluña a las lágrimas del dolor y frustración que les causó el anuncio de la suspensión de la misma.

Este ferviente apoyo a la secesión que es el periódico Público ha publicado, pese a ello, un magnífico reportaje fotográfico de ambas situaciones.

Faltan, es cierto, otras imágenes (pero ya entonces las turbas se habían ido a casita): las del júbilo que les debe de haber producido el manifiesto ulterior del presidente mentiroso y de los parlamentarios sediciosos, manifiesto en el cual, olvidando la suspensión anunciada dos horas antes, vuelven a la proclamación pura y simple de la secesión.

PULSAR AQUÍ

Todos los artículos de El Manifiesto se pueden reproducir libremente siempre que se indique su procedencia.

loading...

Compartir en:

¿Te ha gustado el artículo?

Su publicación ha sido posible gracias a la contribución generosa de nuestros lectores. Súmate también a ellos. ¡Une tu voz a El Manifiesto! Tu contribución, por mínima que sea, dará alas a la libertad.

Quiero colaborar